Diferencia entre traducción y transcreación

Diferencia entre traducción y transcreación

¿Qué es la transcreación?

A la hora de lanzar contenidos, servicios o productos de un mercado origen a otros mercados externos se debe diferenciar entre la traducción y la transcreación. Si bien la traducción se define como la interpretación que se da a un texto y, por tanto, la traducción de sus palabras a otro idioma, la transcreación va mucho más allá. Desde sus orígenes, el marketing ha abogado por el impacto emocional en los receptores de sus mensajes. Cuando se pretende adaptar un concepto a otro mercado externo, no basta con adaptarlo: debe transformarse.

Así pues, el concepto de la transcreación se forma a partir de la combinación de las palabras traducción y creación. Para conseguir un impacto emocional similar en el público objetivo del mercado externo al público objetivo del mercado original, no basta con traducir los términos del mensaje, sino que el mensaje debe transformarse conservando la idea original de acuerdo a las características culturales que definen ese segundo mercado al que se desea llegar. Es decir, no se conserva tanto el mensaje sino la idea de manera que su impacto emocional en el nuevo público objetivo siga siendo exitoso.

¿Por qué es importante la transcreación?

Precisamente, cada sociedad se caracteriza por unas líneas culturales que la definen. Lo que puede impactar emocionalmente en una sociedad, puede no hacerlo en otra. Por ello es tan importante la transcreación a la hora de transformar un contenido, producto o servicio a otro mercado distinto al mercado de origen. El transcreador, en este caso, debe ser capaz no solamente de traducir, sino de crear una nueva versión del mensaje reproduciendo un tono que se adapte a las características que definen ese segundo mercado.

La transcreación es importante a la hora de llegar a un público objetivo más amplio, dividido en segmentos conformados por los distintos mercados. La idea del mensaje debe adaptarse al nuevo público objetivo de manera que se conserve el impacto positivo generado en el público original. En este sentido, existen ciertos factores para hacer posible una transcreación exitosa. Estos son: la traducción, la localización –se debe tener en cuenta el mercado del país al que se dirige la idea– y la transliteración –convertir el contenido escrito a un nuevo sistema de escritura.

¿Se puede definir como traducción del marketing?

Aunque la transcreación y la traducción del marketing son similares, no son exactamente lo mismo. Ambas tienen el mismo objetivo, que es impactar en un público concreto, y ambas utilizan la creación y la adaptación del tono de manera que transforman el mensaje original en un mensaje local. Sin embargo, existe una pequeña diferencia que ya se indicaba en un párrafo anterior. Mientras la traducción del marketing adapta el mensaje, la transcreación lo recrea conservando la idea original. Es decir, la transcreación no es la mera adaptación de los términos, sino que recrea un nuevo mensaje mediante el uso de la creatividad. Esto implica que, durante el proceso, el texto puede verse modificado en gran medida. Al final, la clave es conseguir evocar los mismos sentimientos y las mismas reacciones emocionales que con el público original.

¿Qué es la traducción publicitaria?

La traducción publicitaria, no obstante y a diferencia de la traducción del marketing, se refiere a lo mismo que la transcreación, pero en distintos términos. La traducción publicitaria es la traducción profesional del mensaje, pero evocando las mismas sensaciones, percepciones y reacciones que en el contenido original. Cabe añadir que esta solo se limita al ámbito publicitario en concreto, pero la transcreación puede utilizarse en muchos otros. Una característica fundamental es que no solamente se tienen en cuenta los contenidos escritos, sino también los contenidos visuales y de diseño. En la traducción publicitaria se utilizan herramientas de edición como InDesign u otros de forma que no solamente se recreen los contenidos escritos, sino también los visuales. De esta forma, se consigue un impacto emocional mayor en el nuevo público.

A todo ello también se le llama traducción creativa.

Diferencia entre traducción y transcreación

Foto de Kate Trysh en Unsplash

 

Diferencias fundamentales

Modo de ejecución

Como bien se avanzaba en el párrafo anterior, en la transcreación también se tienen en cuenta los elementos gráficos del mensaje tales como los colores, la tipografía y el diseño visual en su conjunto. La traducción, sin embargo, solamente se limita a la interpretación del texto escrito.

Objetivo

En la traducción se deben evitar incongruencias gramaticales o semánticas en el texto y se permite la comprensión del contenido, pero en la transcreación el objetivo va más allá. En esta segunda se trata de conservar el impacto emocional transmitido por el mensaje original así como su intención y transformar la idea a los nuevos espacios culturales del mercado.

Nivel de conexión con el lector

El nivel de conexión con el lector es una diferencia importante, ya que mientras la traducción simplemente se limita a interpretar el texto, la transcreación pretende tener un impacto emocional sobre el mismo. Asimismo, no es de extrañar que el nivel de conexión con el lector y con el público objetivo sea mayor en la transcreación.

Es una conexión más cercana, más próxima y más humana.

Cualificaciones necesarias del profesional

Otra de las grandes diferencias es las cualificaciones necesarias para desempeñar la transcreación. Ya se mencionaba en un párrafo anterior que el profesional a cargo de transcrear un contenido debe ser capaz, no solamente de traducir los términos, sino de llevar a cabo ese impacto emocional. El transcreador debe ser capaz de transformar la ideal conociendo las líneas culturales del nuevo público y mantener a su vez la intención original. Asimismo, sus competencias en el ámbito del marketing y su creatividad deben ser sólidas.

Diferencia entre transcreación y localización

Si bien la transcreación es distinta a la simple traducción de los contenidos, esta debe adaptarse al nuevo mercado al que se dirige el mensaje. Para ello, es necesaria la localización anteriormente mencionada. Así pues, la transcreación abarca un amplio abanico de variantes a tener en cuenta a la hora de transformar el mensaje hacia el nuevo público, incluidos los elementos gráficos, mientras que la localización se centra en el proceso de adaptar un contenido a una región específica. A la hora de transcrear, la localización es un proceso necesario a tener en cuenta.

En un próximo artículo del blog, veremos en sanscrit las diferencias principales entre la localización y la traducción.

Tags:
, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
sanscrit
info+gravatar@sanscrit.net